Prince no quiso ser el entretenedor que era Michael Jackson y perdió la batalla contra los gigantes de la industria musical. Fue un Quijote sin Sancho Panza. Se topó con la Santa madre iglesia y salió magullado y malherido.

>>>Leer Más

No hay comentarios

Deja una respuesta