El joven que grabó una agresión racista en el metro de Barcelona...

El joven que grabó una agresión racista en el metro de Barcelona acepta una pena de 2 años para librarse de la cárcel

Imagen durante el jucio del joven que grabó una agresión racista en el metro de Barcelona (LVD)

El juzgado de lo penal número 1 de Barcelona ha impuesto una pena de dos años de prisión a Jaume S. que el 28 de junio de 2014 compinchado con dos menores, uno de ellos su hermano, agredió por motivos racistas a un joven de Mongolia en el Metro de Barcelona.

Leer También:

El fiscal pide tres años de cárcel por la agresión neonazi en el metro de Barcelona

El video fue colgado en varias redes sociales por él mismo para jactarse de la paliza. Se le condena por los delitos contra la integridad moral, lesiones y contra los derechos fundamentales en su modalidad de provocación a la discriminación, al odio o a la violencia por motivos xenófobos y racistas.

En el juicio que se ha celebrado este lunes, la fiscalía y la acusación han llegado a un acuerdo de conformidad en el que se ha pactado la condena mínima de dos años a cambio de una serie de compromisos que deberá cumplir el acusado para esquivar la cárcel. Jaume S., que ha entrado al juzgado avergonzado y tapándose la cara con la chaqueta, ha pedido disculpas a la víctima, ha accedido a cumplir una orden de alejamiento y ha aceptado participar en un programa de derechos humanos de respeto a la diversidad de las personas y en otro de prevención de comportamientos violentos.

Además, tendrá que clausurar todos sus perfiles de twitter, Youtube y Google + a través de los cuales se difundían las ideas nacionalsocialistas que tanto el acusado como sus amigos profesaban. Otro de los requisitos es que el acusado no vuelva a delinquir en los próximos 3 años.

Los Mossos d’Esquadra tendrán que elaborar un informe para corroborarlo. En el caso que el acusado vuelva a hacer apología de la violencia en las redes sociales “el fiscal se opondrá a la suspensión de su entrada en prisión”. También tendrá que abonar en “plazos razonables y realistas” la cantidad de 4.550 € en concepto de indemnización que se tendrán que sumar a los 5.000 € que ya ha ingresado a la víctima.

El video que filmó el condenado y en el que participaron su hermano y un amigo, causó un gran impacto. Tal como relata el escrito de acusación y muestran las imágenes, la víctima, Sandujav, natural de Mongolia, “se hallaba tranquilamente sentado en uno de los vagones de la L1 del Metro cuando uno de los menores se puso delante de la víctima escogida, a escasos centímetros, acosándole físicamente y verbalmente, diciéndole de forma despectiva “qué te pasa a tí, chino”. Jaume S. y su hermano, se situaron alrededor para reforzar la actitud intimidatoria y filmaron la agresión con el móvil.

El acusado, que tenía una intensa actividad en las redes sociales colgó posteriormente las imágenes. En sus perfiles era habitual que utilizara simbología nacional socialista, “exaltara la violencia contra judíos, gitanos, comunistas, homosexuales, inmigrantes y personas afrodescendientes” y se “vanagloriara del régimen del III Reich alemán”. A pesar de que Jaume S., se enfrentaba inicialmente a una pena de 2 años y 11 meses de prisión, el fiscal ha tenido en cuenta que el acusado desde el día que sucedieron los hechos, no ha incurrido en ningún otro incidente de naturaleza xenófoba, tal como ha acreditado un informe de los Mossos d’Esquadra.

 

Fuente: La Vanguardia

 

No hay comentarios

Deja una respuesta