Descubre el secreto de un pueblo que no conoce ni enfermedades ni...

Descubre el secreto de un pueblo que no conoce ni enfermedades ni vejez

Los habitantes del “oasis de la juventud” viven en el alto valle del Himalaya, en el nordeste de Paquistán, al lado del río Hunza. Tienen una esperanza de vida que se sitúa en los 115 años y casi nunca padecen enfermedades. Concretamente, se encuentran libres de enfermedadesdegenerativas y poseen un fuerte sistema inmune.

Físicamente, los Hunzakuts tienen una apariencia muy joven y se parecen mucho a los europeos. Hablan un idioma propio, el burushaki, y su religión es la ismaelita, un islam especial.

El secreto de su juventud se encuentra en la práctica debañarse en agua helada (hasta 15 grados bajo cero), además de la habitualidad con la que practican deporte y la alimentación. Se alimentan cereales (mijo, trigo sarraceno, cebada y el trigo candeal) y frutas, en ocasiones legumbres. La carne es magra y rara y los productos lácteos poco abundantes.  En invierno suelen comer albaricoques secos, granos germinados y queso de oveja.

Fuente: GYI

El resultado es patente: las mujeres de 40 años parecen adolescentes, la gente trabaja y juega con más de 80 años y la mayoría se mantienen activos hasta los 100 años.

hunzas2

Su territorio se encuentra entre montañas a más de 6000 metros de altura, por lo que no fueron descubiertos por la civilización occidental hasta principios del siglo XX.

Según los estudios realizados en 1964 y publicados por el American Heart Journal, existe una estrecha relación entre la dieta vegetariana que siguen estas personas y su sorprendente falta de enfermedades cardiovasculares.

Se descubrió que tienen una fuerte resistencia al cansancio, que sus dientes se conservan intactos con la edad, no se debilita su visión ni audición, y su estado de ánimo es apacible y alegre (no conocen las enfermedades mentales).

A pesar de lo dicho anteriormente, existen también otras personas que dan opiniones contrarias. El Doctor John Clark, quien convivió con estas personas durante veinte meses, escribió acerca de los errores de las percepciones anteriores. El pueblo Hunza no solo tenían enfermedades como la malaria, la disentería y la tracoma, sino que medían la edad en función de una estimación personal en base a nociones como la sabiduría, por lo que no coinciden con nuestra medida.

¿Estaríais dispuestos a cambiar de dieta alimenticia a cambio de la tan aclamada eterna juventud?

No hay comentarios

Deja una respuesta