viernes, agosto 23, 2019
Artes mixtas

Sólo verlo da miedo:  Conor McGregor suelta un zurdazo a la mandíbula del rival, que cae al suelo, fulminado. Entonces Conor, en vez de dar un paso atrás y levantar los brazos en señal de victoria, se planta de rodillas junto al desprotegido contrincante y descarga una salva de puñetazos en su cabeza que únicamente termina cuando el árbitro se interpone entre ambos.

Durante una entrevista con Setanta Sports, el presidente del UFC, Dana White mencionó estar inconforme con la manera en la que entrenan en AKA, el campamento del campeón de peso completo Caín Velásquez, debido al alto índice de lesiones que el campeón ha presentado a lo largo de su carrera con el UFC.