lunes, octubre 21, 2019
España

Madrid, España. Dominicanos radicados en Madrid denunciaron hoy a AmoDominicana, que están siendo víctimas de persecución y abusos de poder por parte de la policía española luego del incidente ocurrido el pasado fin de semana en el municipio de Tetuán, entre dominicanos y agentes de la Policía.

La Junta Municipal de Moncloa aprobó en el Pleno de este mes de febrero que una glorieta del distrito recuerde a Lucrecia Pérez, la inmigrante dominicana asesinada en noviembre de 1992 y considerada como la primera víctima de xenofobia reconocida como tal en España.

Imagen durante el jucio del joven que grabó una agresión racista en el metro de Barcelona (LVD)

El juzgado de lo penal número 1 de Barcelona ha impuesto una pena de dos años de prisión a Jaume S. que el 28 de junio de 2014 compinchado con dos menores, uno de ellos su hermano, agredió por motivos racistas a un joven de Mongolia en el Metro de Barcelona.

Momento de la agresión, de un vídeo que grabó y difundió el hermano del agresor.

Bertran Cazorla // Tres años de prisión, 3.600 euros de multa y una indemnización de 9.550 euros es la pena que pide el servicio de delitos de odio de la fiscalía de Barcelona para Jaume, el joven que el pasado 28 de junio grabó y difundió masivamente en internet la agresión racista y gratuita que su hermano menor de edad, Aleix, y otro menor, Vladislav, propinaron a un viajero de la línea 1 del metro de Barcelona.

 

La tensa calma en la que ha despertado Roquetas de Mar esta mañana, custodiada por al menos medio centenar de agentes de la Guardia Civil, contrastaba con el dolor, la rabia y la impotencia de quienes conocían a Amisau M., el guineano de 41 años que murió la madrugada del día de Navidad, apuñalado por un joven de etnia gitana en las inmediaciones del barrio de Los Joaquinicos.

En vísperas de la reunión de ministros europeos del lunes, la Unión Europea dividida, se desgarra en sus contradicciones. Por un lado, uno de los pilares de la Unión: la libre circulación de personas. Por otro, la ausencia de una política de asilo común y la pugna por la distribución de refugiados en los Estados Miembros.

El número de inmigrantes que han atravesado el Mediterráneo y llegado a Grecia, Italia, Malta y España aumentó en un 83% entre enero y junio pasados, según ha revelado la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en una evaluación de mitad de año.